Por una responsabilidad Social Humana (Alejandra González M. Wall Street International)

Si el ser persona es lo que verdaderamente cuenta, no sería tan nefasto el que hubiese diferentes clases, pues por encima de su diversidad y aun en ella, sería visible la unidad del ser persona (...). Se trata, pues, de que la sociedad sea adecuada a la persona; su espacio adecuado y no su lugar de tortura. (María Zambrano, 1958)